Luis Marino

Luis Marino

Columnista

¿Nuevo restaurantero? 5 pilares para una buena cimentación de tu negocio

29 Noviembre 2017

Por Luis Marino

 

En tu educación financiera de hoy te ayudaré a tomar mejores decisiones al realizar esta nueva aventura gastronómica.

Si eres empleado o en este caso si empezarás un negocio, a lo primero que necesitas enfocar tu atención y recursos es a la seguridad financiera. Es muy importante manejar correctamente tus finanzas para poder tener seguros los pagos de tus costos operativos y de vida. Una vez lograda esta etapa te podrás enfocar a delegar actividades y perfeccionar procesos y niveles de calidad para poder obtener independencia financiera.

Podemos empezar con cinco puntos que necesitas considerar desde el comienzo de tu restaurante:

1.- Conocer tu espacio

Antes de firmar el contrato de arrendamiento es crítico que analices los términos y condiciones de dicho acuerdo y te protejas ante el mismo arrendador. Escoger el lugar adecuado para el éxito de tu negocio es un factor que definirá tu economía personal.

2.- Capacidad de producción

Nunca rentes o compres por tu presupuesto, esto se hace basándose en la capacidad de producción. Una famosa frase de bienes raíces es: no parking, no business lo cual se traduce a: sin estacionamiento no hay negocio. No solamente necesitas calcular tu espacio de estacionamiento sino la capacidad de comensales que tendrás y con base en ello definirás el tamaño de tu línea de producción.

Si es un local chico y tu decoración solo te permite sentar 24 comensales al mismo tiempo, ten en cuenta que tus ventas serán limitadas a esta capacidad. Por lo tanto, necesitas tener claramente definido el concepto de tu cocina porque con base a ello es el equipo que comprarás y también los tiempos que ofrecerás, y si no tienes las estrategias y procesos adecuados, puede que tus ventas no cubran tus costos.

Responde esto: ¿Cuánto quieres vender? Entonces para generar eso ¿Qué equipos necesitas y en qué espacio?

Ahora analiza tus productos y deduce un promedio de venta por cliente, ¿cuántos clientes necesitas para cubrir tus costos y lograr generar las ventas que deseas?

3.- Empieza con el cliente

 

Algunos restauranteros son artistas al crear un ambiente espectacular, otros al crear lo más importante de dicho negocio: los platillos. Hay un problema con el que muchos creadores nos hemos enfrentado y ese es el costeo de un producto. En ocasiones se empieza con la imaginación y sin marcar un curso los inventos se van desarrollando creando una mejor presentación y un mejor sabor, pero por los gustos propios en muchas ocasiones se termina con un producto con un valor superior al que tu mercado tiene la capacidad para apreciar o poder adquirir.

La solución es sencilla; empieza con el cliente. Si tienes información del poder adquisitivo de tu comensal donde sabes que solo pagaran $200 pesos por X producto, necesitas practicar ingeniería inversa para determinar cuáles serán tus ingredientes y procesos para lograr ofrecer un producto de preferencia con un costo del 30% del precio al público.

4.- Procesos y calidad

De seguro has presenciado o escuchado de un servicio que bajó su calidad, esto se debe principalmente a no tener un manual operativo y líneas de producción adecuadas a tu negocio, así como la falta de competencia en el liderazgo de tu gerencia. Tu método de contratación, tu cultura de trabajo, tu filosofía, todo influye la calidad de tu negocio.

Te recomiendo manuales operativos en tres medios: audio, texto y video. Muchas personas no le dan importancia a esto pero tu cliente merece el producto cuando y como se lo prometiste. ¿Quieres evitar pérdidas de dinero, accidentes u otras cosas que afecten tus finanzas? Necesitas una mano firme para establecer claramente que la variación es el enemigo.

5.- Branding, marketing, publicidad y ventas

Parece que ahora todos son mercadólogos, publicistas y vendedores por el solo hecho de poder subir una foto a redes sociales. De esta forma puedes manejar tu auto en la ciudad pero es muy probable que no sepas competir con él en una pista profesional hasta que tengas conocimientos y aún más, las pequeñas habilidades que diferenciarán en ganar o perder, así es como son las redes sociales. Tal vez puedes manejarlas, pero ¿sabes y puedes competir y ganar?

Te dejo con solo dos consejos directos por si no entiendes, deja el trabajo profesional a los profesionales y siempre, mide tu tráfico para analizar las inversiones en tu publicidad y los servicios que pagas.

Si quieres más información de este giro de negocio u otro, contáctame.

 

 

 

 

Los comentarios en las notas son responsabilidad de quien los emite. Participa responsablemente y denuncia los comentarios inapropiados. Los comentarios ofensivos o que sean denunciados por los usuarios se eliminarán de inmediato.